Educación y Arte

La semana pasada insinué la importancia que puede llegar a tener el resto, lo que queda. Como el resto de salsa en un plato que ya nos hemos comido y que no podemos resistir mojar con pan. Puede ser el mejor bocado.

Esto me recordaba al sueño que tenía un escultor donostiarra de poder hacer algo con una montaña arrasada por las extracciones de piedra. Donde unos veían la extracción de materia, él veía la creación de un espacio. Qué importante el punto de vista, lo puede cambiar todo. Pero qué difícil es cambiar el punto de vista, incluso tener un pensamiento propio.

Sigue leyendo

Anuncios